Uno de cada diez votantes no estará representado por la papeleta que metió en la urna a causa de la ley electoral

3 minutos

El próximo 13 de enero se constituirá el Congreso de los Diputados. Su composición sale de los resultados obtenidos en las pasadas elecciones del 20 de Diciembre, pero tristemente, la ley electoral hace que un 10.4% de los votos otorgados no sean tenidos en cuenta para determinar su composición. Aunque elegimos un único congreso, los diputados son elegidos en 52 elecciones independientes. Con el fin de que todas las provincias o ciudades autónomas estén representadas, la ley electoral reparte los 350 diputados garantizando al menos 2 en cada una de las provincias y 1 en cada ciudad autónoma. Los 248 diputados restantes se reparten en función de la población de cada provincia.

El problema es que queriendo garantizar la representación territorial de las zonas menos pobladas gran parte de los votos de esas provincias no son tenidos en cuenta. El caso extremo sucede en Ceuta y Melilla. En cada una de las dos ciudades autónomas se ha elegido con menos del 50% de los votos como representantes a los candidatos del PP. El aproximadamente 55% de los votos restantes no sirve para nada, la ley electoral los desecha, no ayudan junto con votos sobrantes de otras provincias a elegir un candidato del partido deseado. La ley electoral, tratando de favorecer a las provincias más pequeñas, evita la representación de los votantes que no apuestan por la formación dominante en ellas. A esto hay que sumarle que normalmente los diputados votan según la disciplina de voto del partido, por lo que al final, las provincias peor representadas son las más pequeñas.

perdidaVotos2015

En el gráfico se pueden ver las provincias más afectadas por la ley electoral. Las 8 primeras son provincias que solamente eligen 1, 2 o 3 diputados. En el 25% de las provincias se desecha más del 25% de los votos. Por partidos, IU-UpeC es el más perjudicado con más de 700.000 votos perdidos, seguido por Ciudadanos con más de medio millón y Podemos con casi 300.000. Puede sorprender ver al PP en esta lista (es el sexto), ya que los votos que pierden otras formaciones normalmente benefician a los partidos ganadores, pero los votantes del PP de Gerona, Gipúzcoa y Lérida no podrán ver en el Congreso a los diputados que ponía su papeleta.

perdidaVotosPartido2015

Pero el problema de la representatividad es mayor aún, porque muchos votantes, conocedores de este problema, votan de una forma “útil”, enterrando sus prioridades y dando su voto a un partido como mal menor, para que al menos su voto cuente. El resultado es un Congreso de los Diputados en el que muchas veces la opinión de los españoles no está correctamente representada. Es cierto que hay decisiones que se toman en el Congreso en las que importa mucho la cuestión territorial, pero en muchas otras la opinión de los españoles está por encima de diferencias territoriales (aborto, relación iglesia-estado, sanidad, etc.) y tantos redondeos hace que la opinión de muchos quede fuera.

Todos los partidos medianos y pequeños a nivel nacional llevan en sus programas propuestas de cambio de ley electoral. Hasta ahora, con más de un 80% de diputados de partidos a los que beneficia esta ley electoral no se ha planteado el cambio. Este año siguen siendo más del 50%, pero abrir este debate es probable que sea una de las condiciones para la investidura (sea quien sea el posible presidente). Esperemos que en la próxima legislatura podamos tender a un Congreso que represente mejor las opiniones de los españoles.

1 Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *